Jueves, 5 Diciembre, 2019

FMC

Re-tocando Representaciones Mentales (RepM)

“ Ahora debes convertirte en un artista y entonces,… vas a tomar tu paleta de colores para

re-pintar tus antiguas creaciones mentales”.

Parte 3/3

Sé que planteadas así estas “manipulaciones” de las Representaciones Mentales (RepM)s, resuena como un lenguaje “lunático”, poco comprensible y amañador. Es porque el proceso lingüístico y neuro lingüístico que subyace a estas estructuras es así de árido y muy “poco amigable”. Aún así, es mi tarea hacerlo comprensible y tolerable para todos ustedes amigos lectores, porque los conceptos que se presentan hoy aquí son la base sobre la cual se soporta toda la estructura de las varias estrategias existentes para cambiar los “saboteadores”, que nos “asaltan” y “tuercen” negativamente los caminos sobre los cuales decidimos transitar.

Las RepM)s son los “constructos”, o sea, los resultados finales del proceso de a-prender y de consolidar lo aprendido en bloques de información o de memoria, en el nivel interno del aparato psíquico. Esto incluye como materia prima, a todas nuestras experiencias de vida, incluidas las de los antepasados.

En el ser humano – y no sé en otras galaxias y para otras formas de vida inteligente, cómo será,- el proceso de consolidación de una RepM es “un suceso pegajoso” que involucra algunos elementos específicos de información provenientes e inspirados en el objeto que se quiere “crear en la mente”, luego del proceso de percepción que intenta “copiarlo” ( Ver, tocar, saborear, oír, sentir, etc.). El código utilizado por el aparato neuro lingüístico para crear estos constructos, es el denominado por Jhon Grinder y Richard Bandler, co-creadores de la Programación Neurolingüística, como el código VAKOG, en la segunda mitad del siglo pasado.

VAKOG proviene de las iniciales de las palabras hispanas siguientes:

Visual,

Auditivo,

Kinestésico,

Olfatorio y

Gustativo

El proceso de a-prensión de la información (es decir, la captura de información que se hace sustrayéndola del objeto observado o que se desea o pretende conocer), es un proceso parcializado a cierto grupo de características o “modalidades”, algunas muy tangibles y otras muy sofisticadas y casi etéreas. Ejemplos de estas modalidades son, por ejemplo, en la categoría Visual: Color, tamaño de los objetos, y grado de absorción de la luz ( mate /brillante). En la categoría Auditiva: Intensidad, timbre, tono. En la Categoría Kinestésica, la cosa es un poco más compleja, involucra tanto movimiento como sensaciones, sentimientos; rápido/lento; Tranquilidad/disconfort. En la categoría Olfatoria: aromas, fresco, rancio. Y, finalmente, en la categoría gustativa: amargo/dulce.

Es como un “directorio” o menú de posibilidades, que parten de características gruesas (cinco= VAKOG) y se subdividen en muchas más, llamadas sub-modalidades.

Vayamos a un ejemplo para poderlo entender: Vamos a suponer que afuera de nosotros, enfrente de nuestros ojos, como a unos 60 centímetros de distancia, hay un limón verde. Ahora nuestro aparato neurobiológico subdivide “este objeto de observación” en cinco bloques de información que los órganos de los sentidos van a percibir :

Visual: Tamaño, forma, color, brillantez,

Auditivo: Crujido al exprimir ese “limón”. Sonido al cortarlo con una hoja de cuchillo…

Kinestésico (Kinestésico y cenestésico): El movimiento del limón sujeto a la rama de su árbol matriz. La sensación de “arrugamiento” de las cejas, o de todos los músculos de la cara cuando el limón se corta o se exprime.” La sensación de frescura o retraimiento que provoca ese color verde, la carnosidad de esa pulpa y de esa cáscara.

Olfatorio: La experiencia de sentir que por las fosas nasales resbalan algunas gotas del cítrico.

Gustativo: La sensación, y la percepción del sabor del ácido del limón, una vez que se coloca dentro de la boca.

Ahora, hay situaciones en que este objeto (Limón, limonada) determina otras experiencias.

Hay un marco de referencia: El contexto: Pensemos que se ha terminado un partido de futbol y el equipo sudoroso va a una cafetería para recibir un vaso de limonada fresca, y allí pueden observar como es el proceso de preparación, y,

Ocurre un evento o hecho “inesperado”: Un auto pasa a toda velocidad frente al lugar dónde se disfruta la limonada, y atropella a un can callejero que pasa por allí en ese momento: se escucha el ruido de las llantas del vehículo luego de aplicarsele los frenos, el ruido del resbalón del auto sobre el asfalto caliente, el “ladrido agónico del perro”; simultáneamente emergen las imágenes de un cuerpo que explota en mil pedazos, el color de la sangre del animal. Las caras de sorpresa y de impotencia de todos quienes observan …. lo que se dice con palabras y lo que se comunica con la expresión del rostro de quienes viven este hecho… Y todo esto ocurre mientras sorbos de limonada están en la boca de los deportistas o inclusive están siendo “tragados” en ese instante.

Es una gran cantidad de pequeños bloques de información, con modalidades y submodalidades muy floridas, en un contexto común para varias personas que viven esta experiencia

“sin proponérselo”. Emerge mucha y variada emoción y hay muchas miradas pérdidas y preguntas sin resolver ¿ Qué pasó aquí?.

Hasta aquí una idea de cómo una situación alimentada por una circunstancia emocionalmente muy fuerte, produce una impronta en la neuro biología de quiénes están sometidos a esta experiencia. Es como haber colocado una marca con un fierro candente en el musculo de una res.

De acuerdo a las experiencias previas de cada uno de los espectadores de esta escena se crearan circuitos inhibitorios o de correlación de información (Una mezcla entre los contenidos pre existentes singulares de cada sujeto y la nueva experiencia, llena de emoción desbordante): Una impronta.

El efecto: por lo menos uno predecible. En los días siguientes uno o varios de los espectadores experimentan una repentina aversión al jugo de limón…. “ cada vez que ven a un perro…”

Otro sujetos pueden entrar en un estado de inquietud cada vez que pasa frente a una cafetería aledaña a un campo de fútbol, sobre todo si hace calor y se desea “ una bebida refrescante como una limonada”.

Todo este cuento para poderles explicar , finalmente que, existe una metodología para “des-armar” este tipo de representaciones mentales complejas “nada agradables para ser recordadas”. Este sistema permite des-ensamblar, o literalmente “descomponer o desbaratar” aquellas (RepM)s en cada una de sus modalidades y submodalidades. Enseguida, con la técnica del “retoque digital”, se cambian las características y los atributos de los elementos sueltos que constituyen “los sectores de información no deseable” de ser recordada. Estamos diciendo que “no todos los componentes de una representación actúan en forma discordante, molesta” o “problemática”. La idea final es que, luego de la re-ingeniería” de algunas de sus modalidades y sub-modalidades, la RepM es re-ensamblada. Y a partir de ese momento “no causará malestar, dolor o pena en las personas que las posean.

En los estados fóbicos, por ejemplo, a las cucarachas, “las personas que desarrollan aversión a estos insectos, “creen que su rechazo es a todos los componentes de estos animales”: No es así, solamente reaccionan como “un todo”, pero la modalidad o submodalidades que les causa molestia realmente es apenas una parte pequeña de todo el conjunto. Sin embargo hay que desbaratar toda la estructura de la representación para poderla subsanar.

Cualquier cosa con sentido y significado, guardada en nuestra mente es una RepM: Desde algo tan inocente como la imagen de una aguja y la hebra de hilo que la atraviesa, o el ruido de una cremallera cuando se abre o cuando se cierra, o la imagen persistente de un ser querido fallecido que ha tenido una larga agonía a causa de una enfermedad terminal, con quien hemos pasado momentos de mucha calidad en el pasado, ….hasta la sensación de vacío en el centro de un estado depresivo, o la “ausencia de control” en la mitad de un ataque de soberbia. Todo se construye y se guarda usando la emoción como pegamento de todas las piezas. No todo es perturbador en este conjunto, pero sus porciones contradictorias y perturbadoras esperan ser transformadas en otras cosas mediante el juego de cambio e modalidades y submodalidades. Es simple pero no es sencillo. Y se puede aprender…..

Jose Edgar Castaño

0 Comments

Leave a Comment

Bitnami